Este es el anuncio del Xperia Play o el PSP Phone, que ha sido el secreto peor guardado por Sony hasta ahora: