Joe Bowers, un típico gringo ha construido un robot que hace nada menos que jugar al Rock Band en el mismísimo iPhone.

Este sujeto era tan malo para ganar sus propias partidas de este juego rockero, que no tenia mas remedio que pedir que otros jugaran por el. Y cansado de eso, se le ocurrió la brillante idea de que construyendo un amigo robotico solucionaría el problema. Y así fue.

https://www.youtube.com/watch?v=HqzWo